Saliendo de #GravityFalls

Publicado: febrero 16, 2016 en Opinión
Etiquetas:, , , ,

Ayer terminó una de las mejores series de animación de los últimos tiempos y aún no he tenido valor de ver el GRAN FINAL. No me culpéis por ello. Si acaso, uniros a ese luto que todos hemos vivido alguna vez. ¿No sabes a que me refiero?

Os pondré un ejemplo ñoño y vergonzante a partes iguales: mi propia infancia. Cuando era un crío “aostiable” (lo digo con conocimiento de causa y efecto) estaba enganchado al Un, Dos, Tres, cuando lo presentaba Jordi Estadella (la desaparecida voz del Inspector Gadget). Era autentica fascinación. No sabría hablar de momentos concretos del programa, dado que mi cerebro, en un alarde de inteligencia no muy común en él, ha borrado bastantes de los recuerdos de ese mito televisivo. Sin embargo, algo no se me olvidará nunca: el último programa.

Esas sonrisas tristes. Esos mensajes y discursos de despedida fúnebre. Esa concepción de momento histórico de la televisión. Y, por supuesto, ese filtro grandilocuente que te da ser un niño. Al acabar el programa, una sensación de frustración, tristeza y perdida como no había vivido antes me hicieron llorar durante un rato tan largo como ridículo.

La cuestión clave llegó tiempo después cuando, por avatares de reposición o zapping, volví a encontrarme con imágenes del mencionado último programa. Un residuo de tristeza quedaba, pero ya no funcionaba igual. Esa cumbre emocional del final se había evaporado y, simplemente, ya no era lo mismo.

Cuando algo nos gusta, más vale que disfrutes de su final. Es inevitable y no vas a poder vivirlo de la misma manera nunca más. Se podría comparar como cuando cortas con alguien, pero no es igual. Con las personas estamos en constante cambio y esa persona que odias hoy, puede ser tu apoyo mañana. Un producto de ficción es inmutable (salvo Star wars, pero eso es otra historia) y las etapas por las que pasas con él serán siempre las mismas. Esa primera vez de Jungla de Cristal, Metal Gear Solid o Gravity Falls es irrepetible y, cuando se acaba, sobretodo cuando todo el viaje ha merecido la pena, es el punto que hace que todo lo anterior merezca la pena.

Por eso estoy alargando ese momento, esperando la ocasión perfecta para paladear esa despedida de personajes y tramas. Será triste pero disfrutable al 100%. Así que…

¡Como me vengáis con Spoilers os mato a todos! Gracias. 🙂

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s